PACE, EIJUS-CITSE y Fundación Portas realizan jornadas de formación en interculturalidad, racismo, pueblos indígenas y migrantes

PACE, EIJUS-CITSE y Fundación Portas realizan jornadas de formación en interculturalidad, racismo, pueblos indígenas y migrantes

Durante el mes de septiembre, el Programa de Acompañamiento y Acceso efectivo a la Educación Superior (PACE) de la UCSH, el Núcleo de Educación e Interculturalidad para la Justicia Social (EIJUS) del Centro de Investigación para la Transformación Socioeducativa (CITSE) y Fundación Portas desarrollaron las primeras jornadas de formación y debate sobre interculturalidad, racismo, y pueblos indígenas y migrantes en Chile.

Las actividades se realizaron como parte de un trabajo mancomunado entre el programa PACE y los investigadores del CITSE, con el objetivo de avanzar y profundizar en temas de gran relevancia para la formación de los y las futuros profesionales de país.

La primera de estas jornadas fue de carácter interno entre el PACE y EIJUS-CITSE, y en ella se abordaron aspectos contextuales e históricos, y un análisis sobre el racismo que podemos encontrar en el sentido común chileno y sobre cómo es posible enfrentarlo desde una perspectiva profesional. A cargo de esta instancia estuvo la académica e investigadora UCSH Simona Mayo, de EIJUS-CITSE.

“La pandemia ha terminado de profundizar y develar las profundas desigualdades que distintos sectores viven a diario en diferentes ámbitos de la vida, y que tienen relación con la vulneración de derechos humanos esenciales. Los hechos de racismo que hemos presenciado en Chile, en contexto de pandemia, hacia integrantes de pueblos indígenas y migrantes, han puesto mayor urgencia en abordar estos temas. Desde lo socioeducativo, esto pone en el debate nuevamente el escaso acceso a una educación pertinente culturalmente para los pueblos indígenas y migrantes, así como también el derecho al desarrollo integral, libre de discriminación como pueblos en todo ámbito de desarrollo” recalcó la investigadora.

La segunda jornada se realizó en conjunto con la Fundación Portas, con quienes el Programa PACE ha estrechado lazos de colaboración y trabajo anteriormente. La Fundación Portas se dedica al apoyo de jóvenes que provienen de contextos de pobreza y que estudian en la educación superior, acompañándolos hasta que se titulan y encuentran su primer trabajo profesional. Portas contempla distintos trabajos territoriales, y dentro de estos acompañan a jóvenes migrantes y jóvenes de comunidades mapuche.

La instancia tuvo como objetivo trabajar con los y las profesionales de Fundación Portas en torno a las distintas problemáticas socioeducativas que los pueblos viven en términos históricos y contemporáneos. En particular, en las dificultades que enfrentan en el acceso a la educación superior y en su continuidad en este nivel educativo. El espacio estuvo a cargo de las mediadoras interculturales de PACE Carla Fierro Retamal y Alexandra Fontilus; la profesional de Acompañamiento en la Educación Superior PACE, Valeska Cisternas, y de la docente e investigadora Simona Mayo, de EIJUS-CITSE.

Al respecto de la importancia de estas jornadas, Nicole Ojeda Marchioni, Coordinadora del Área de Acompañamiento Inclusivo de PACE UCSH, señaló que “son justamente estos espacios los que enriquecen el trabajo que realiza la institución, ya que fortalece el trabajo colaborativo entre las distintas unidades que la componen y permiten compartir los saberes y experiencias que tiene cada profesional que las integran”.

En la misma línea, Juan Cornejo, Jefe de Voluntariado de Fundación Portas, afirmó que «la actividad fue un gran aporte para nuestra organización ya que nos permitió compartir experiencias de acompañamiento a estudiantes migrantes en el contexto socio-político del Chile actual, y a reflexionar sobre el carácter móvil y dinámico de las identidades mapuche, entrecruzadas por su relación con el Estado y la sociedad chilena; ambas experiencias sin duda insuman nuestra labor de acompañar la construcción del proyecto de vida de cada una de las personas que becamos, reconociendo cada vez más su diversidad».